La brusca devaluación del peso argentino produjo un hecho inédito en más de 26 años: vale menos que el peso uruguayo.

Esto ocurre por primera vez desde la Ley de Convertibilidad sancionada el 1 de enero de 1992. Así lo observó el economista Juan Ignacio Fernández, de la consultora Oikos Buenos Aires en declaraciones al diario La Nación.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *