Investigan a la empresa Falabella en un caso de trata de personas.

La denuncia data desde diciembre de 2012 al descubrirse un taller con al menos 10 personas que dormían, comían y trabajaban en condiciones de higiene y limpieza deplorables. Los trabajadores -de nacionalidad peruana y boliviana-percibían 2.500 pesos de los cuales les descontaban mil en concepto de comida y vivienda.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *