El ministro de Interior pakistaní fue baleado en un acto político.

En el cargo desde hace apenas nueve meses, Iqbal, de 59 años, terminaba de dar un discurso frente a un grupo de cristianos cerca de su pueblo natal cuando fue atacado.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *