Aborto en la Universidad Nacional de Cuyo.

Un adelanto del Cuerpo Médico Forense a los estudios realizados sobre los coágulos de sangre hallados en la Facultad de Ciencias Políticas de la UNCuyo, arrojó que los mismos corresponden a un ser humano y por lo tanto la justicia intenta identificar a la persona que perdió esa sangre. Para ello, el fiscal Juan Ticheli aguarda a que en los próximos días se le informe si alguna de las cámaras de seguridad del establecimiento pudo captar algún movimiento extraño en la mañana de este martes. Esta prueba será clave, pues los peritos no podrán informar más datos relevantes y de esta forma será de suma importancia encontrar a la víctima. Es que para la justicia la hipótesis más fuerte es que una mujer abortó, pero los investigadores afirman que será “muy difícil demostrarlo”.

Comentarios

comentarios

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *